DESTACADOS
Posts destacados

1 3023

¿Sabías que en Italia es tradición homenajear a las mujeres con un ramo de mimosas el 8 de marzo? Te explicamos por qué la mimosa amarilla es la flor por excelencia del Día Internacional de la Mujer.

Cuando el invierno empieza a dejarnos, estas bonitas flores de color amarillo llenan de alegría los últimos días grises del año. Símbolo de la vida y la renovación, la mimosa anuncia la esperada primavera con su floración. Sin embargo, no es su belleza por lo que fue elegida para representar esta festividad.

La primera aparición de la mimosa como icono de la lucha feminista se remonta a 1946, en la bella Italia, que acogía con los brazos abiertos el tiempo de paz. Tres políticas italianas decidieron que un día tan especial debía llevar por bandera una flor. Una flor, que creciera por doquier en los campos italianos para que todas las mujeres pudieran acceder a ella. Desde entonces, Teresa Noce, Rita Montagnana y Teresa Matte son recordadas por inventar el uso de la mimosa en la Fiesta de la Mujer.

Si bien es cierto que ni el mejor de los regalos puede estar a la altura en un día tan significativo, la mimosa es un bonito detalle para revivir la fuerza de todas aquellas mujeres que lucharon por la igualdad. Y no siempre tiene por qué ser en forma de ramo. Gracias a su aroma floral y a sus propiedades calmantes y regenerantes, esta flor se ha hecho un hueco en el mundo de la cosmética y la perfumería. Te proponemos tres ideas originales con mimosa para regalar (o auto-regalar):

Mimosa en frasco

Una fragancia cálida, delicada y sensual. Si tuviéramos que poner un pero a esta planta sería la rapidez con la que se secan sus bolitas de oro. La única manera de hacer que el aroma de las efímeras flores de la mimosa perdure en el tiempo, tiene nombre y se llama perfume. Nuestro Oriental Ambarado 166 es el candidato perfecto para ella, pues esconde un bouquet de flores en el que la mimosa destaca por su sensualidad y calidez.

Un ritual de baño muy mimoso

Con nuestra gama de cuidado corporal I love de mimosa y limón, le estarás diciendo a esa mujer que adoras: “¡mímate, te lo mereces!” En este caso, la mimosa abre paso a una experiencia sensorial y relajante en cuatro pasos: espuma de ducha, soufflé exfoliante corporal, sorbete corporal hidratante y manteca corporal suave.

Un pack mimosamente aromático

Si eres de los que todo te sabe a poco, puede que un perfume te sea insuficiente. Inspirado en la fragancia 166, nuestra gama Black Label es todo cuanto necesitas. Deja que el aroma de la mimosa impregne también su desodorante, gel de baño y loción corporal.

Al final, lo que hace especial a un regalo es la historia que se esconde detrás. Pasando por la Italia del siglo XX, por Teresa Noce, Rita Montagnana y Teresa Matte, y por todos aquellos que durante años han rendido homenaje a la mujer, la mimosa habla por sí sola cuando se trata de admirarlas. ¿Nuestro último consejo? Seas su pareja, su amistad favorita, su familiar… hazla sentir especial. Con mimosa o sin. El 8 de marzo y todos los días. ¡Feliz Día Internacional de la Mujer!